Al aire ahora

Tu ubicación es Phoenix. Cambiala Aquí

El pequeño Wesley se resbaló de las manos del párroco en el momento de la oración.

El video de un sacerdote de una iglesia en EE.UU. que dejó caer hacia adelante a un bebé en una fuente bautismal llena de agua bendita durante la ceremonia de bautismo ha aparecido este lunes en las redes.

En las imágenes se puede ver cómo justo en el momento de la oración el bebé se le resbala de las manos.

La madrina del pequeño recogió rápidamente a Wesley y se lo entregó a su madre, quien intentó calmarlo. Sin embargo, el padre y el sacerdote parecen reírse al final del video.

Por el momento se desconoce en qué parte de Estados Unidos ocurrió el incidente.

¿Qué sientes? Comparte tu opinión

Comentarios