Al aire ahora

Tu ubicación es Stockton-Modesto. Cambiala Aquí

El domingo pasado un exboxeador argentino murió de una forma muy trágica. Mario ‘Mazazo’ Melo participaba de un concurso en la ciudad balnearia de Pinamar. La competencia consistía en ver quién podía comer más medialunas (croissants pequeños) en un minuto.

Melo se atragantó con una de ellas y se descompensó. Allí un grupo de personas intentó asistirlo, darle golpes en la espalda y reanimarlo. Sin embargo, ante la imposibilidad de solucionar el problema fue trasladado al Hospital Municipal, donde ya no fue posible salvarlo.

A sus 67 años, el exdeportista vivía en la ciudad de Ostende –lindera a Pinamar– y cobraba una pensión. Según recordó el Diario Popular, durante su carrera, que se desarrolló en las décadas de 1980 y 1990, tuvo un récord de 21 peleas ganadas (17 por ‘KO’) frente a 9 perdidas (5 por ‘KO’). Además, fue campeón pesado y semi pesado de Argentina y Sudamérica. Llegó incluso a pelear por el título mundial ‘Semi completo’ de la Organización Mundial de Boxeo ante Michael Moorer, pero cayó por ‘KO’.

Tras su retiro del boxeo, Melo se quedó sin dinero y debió vivir en un barrio muy humilde. Padecía de diabetes y durante un tiempo se hizo adicto a la cocaína, como relató el año pasado en una entrevista en Página/12.

No obstante, en los últimos tiempos le estaba yendo relativamente bien. Daba clases del deporte que lo hizo famoso y soñaba con formar a futuros boxeadores profesionales.

¿Qué sientes? Comparte tu opinión

Comentarios

Al aire ahora